martes, 17 de diciembre de 2013

Navidad





Que la ternura y la esperanza de la Navidad llene vuestros corazones de amor, paz, alegría y felicidad. ¡Feliz Navidad!

martes, 10 de diciembre de 2013

Osvaldo Soriano. Biografía



El Negro de París

Osvaldo Soriano, el autor

  • Nació en Mar del Plata, el 6 de enero de 1943.
  • Fuel el único hijo de José Vicente Soriano, un catalán a quien trajeron a la Argentina cuando tenía sólo dos meses, y doña Eugenia, un señora nacida en Tandil. Don José, el padre, era inspector de Obras Sanitarias.
  • Por el trabajo de José, la familia se trasladó muchas veces durante la infancia y la juventud de Osvaldo. Se instalaron en Tandil, San Luis, Río Cuarto, Cipolletti, en Río Negro…
  • El fútbol era una de las grandes pasiones de Soriano. En cada pueblo que se trasladaba con su familia, él se encargaba de armar un equipo.
  • De adolescente, Soriano trabajó envolviendo manzanas en la Patagonia. Iba a su trabajo en una motito “Tehuelche” donde había pegado el escudo del club de sus amores: San Lorenzo de Almagro.
  • Después, siendo todavía muy joven, trabajó en un frigorífico y como sereno en una metalúrgica de Tandil. Fue en esa época que empezó a escribir sus primeros cuentos y muy pronto lo contrataron como periodista en el diario “El eco de Tandil”.
  • A los 26 años se vino a Buenos Aires. Fue periodista en las revistas y diarios más importantes de ese momento.
  • En 1971 entró a trabajar el “La Opinión”. Estuvo un tiempo a cargo de la sección deportes. Cuando el director del diario descubrió que Soriano era muy buen escritor, le encargó artículos más importantes.
  • En 1973 publicó su primera novela “Triste, solitario y final”, en la que recreó la historia del Gordo y el Flaco.
  • Cuando la dictadura militar se apoderó del gobierno, en 1976, Soriano abandonó el país y se instaló en Bruselas.
  • Después se trasladó a París donde durante un tiempo limpió oficinas e iglesias.
  • En París se hizo amigo de Julio Cortázar. Ambos publicaron la revista “Sin Censura” donde denunciaban los crímenes de los gobiernos militares en la Argentina y  otros países de América.
  • Mientras vivió en París, organizó una cadena de amigos que le permitían tener noticias de los resultados de los partidos de San Lorenzo. Durante esos años produjo algunas de sus novelas.
  • En 1983, los militares debieron abandonar el gobierno. Osvaldo regresó a Buenos Aires junto a su esposa, una francesa a quien había conocido en París.
  • Soriano y su esposa se instalaron en el barrio de la Boca. Participó en la fundación del semanario “El Periodista” y escribió para el diario “Página 12”.
  • Desde su retorno al país publicó varias novelas más.
  • En 1992 nació Manuel, su único hijo.
  • Osvaldo soriano contrajo una grave enfermedad y murió en Buenos Aires el 29 de enero de 1997.

martes, 3 de diciembre de 2013

El Negro de París



Con los alumnos de 5º grado comenzamos a leer “El Negro de París”, escrito por Osvaldo Soriano.



Dice la Contratapa:

                                 “El protagonista de esta historia es un chico argentino que debe abandonar su país junto con sus padres durante la dictadura militar de 1976. La familia se va a Francia pero tiene que dejar en Buenos Aires a la mascota del nene, la gatita Pulqui.

                                   Instalados en París, el chico tendrá que aprender un nuevo idioma, adaptarse a una nueva escuela y buscar nuevos amigos en una ciudad desconocida y diferente. Allí conocerá al Negro, un gato tranquilo y distante, de misteriosos poderes, con el que emprenderá un viaje a través de los tejados, que lo llevará hasta la Torre Eiffel. Desde lo alto de la torre podrá ver lo que sólo puede verse con la mirada del Negro: su patria, Buenos Aires al otro lado del mar".


Osvaldo Soriano


  Nació en Mar del Plata en 1944. Trabajó como periodista y, durante la dictadura militar que comenzó en 1976, vivió en el exilio. Fue un escritor destacado y respetado por sus colegas. Es autor de varios cuentos y novelas, entre ellos: “Triste, solitario y final” (1973), “No habrá más penas ni olvido” (1980), “Cuarteles de invierno” (1982) y “A sus plantas rendido un león” (1987). Soriano murió en 1997.